Home»Politikkón»TORRE FUERTE: LA ‘NóMINA SECRETA’ TAMBIéN EXHIBE A CABADA…

TORRE FUERTE: LA ‘NóMINA SECRETA’ TAMBIéN EXHIBE A CABADA…

20
Compartido
Pinterest Google+

La nómina secreta también exhibe a Armando Cabada./

El hallazgo y la presunta aparición de los nombres en la ‘nómina secreta’, de la alcaldesa María Eugenia Campos; del exdirigente estatal, Mario Vázquez y de los diputados, César Jáuregui y Daniela Álvarez, alcanzó ayer tal escándalo en la capital que ha generado una crisis interna entre los grupos del PAN, incluidos los de oposición al gobierno del mandatario estatal, Javier Corral que hoy se sienten afectados.

Y hasta donde se sabe la información que le fue proporcionada al gobernador, basada en evidencias y documentos, algunos de ellos encontrados en los cateos realizados en las viviendas del exgobernador de Chihuahua, también alcanzó al presidente municipal independiente de Juárez, Armando Cabada Alvídrez.

El nombre del “independiente’ en los documentos, también confirmó de paso lo que se sospechaba en las líneas de batalla tras la estrepitosa derrota del PRI en las elecciones de junio de 2016. Que la candidatura de Armando Cabada tenía el apoyo y los recursos económicos “millonarios” del exgobernador de Chihuahua, César Duarte, con el ánimo de perjudicar la candidatura oficial del dos veces expresidente municipal, Héctor Murguía Lardizábal.

El millonario apoyo a la campaña de Maru Campos cubría también el propósito de hacerla triunfar en la capital por encima de Lucía Chavira, la esposa de su acérrimo rival de partido: Marco Adán Quezada. Y el César-Gobernador se retiró victorioso…

La aparición ayer del nombre de Armando Cabada en las redes sociales, que fue protegido por el exgobernador de Chihuahua, causo tal furor, que, hasta el grupo de la corriente crítica del PRI, que encabezan Andrés Quevedo, Carlos Lomelí y compañía, se ufanaron de ser ellos, los primeros en señalar la “traición de alto nivel” que se gestó mediante la promoción del llamado “voto cruzado” en Juárez;

Es decir, votar a favor de Enrique Serrano como gobernador y por Armando Cabada para la alcaldía. Pero las ‘suertes’ ya estaban echadas y “no pudieron controlar el voto cruzado”, escribieron los priistas en las redes sociales.

Ya a principios del mes pasado, el gobernador de Chihuahua había hablado sobre una “nómina secreta” con cantidades y “cifras muy altas” que beneficiaban a la clase política y amigos cercanos del exgobernador, César Duarte.

De las evidencias existentes se dio cuenta en un adelanto que hizo el mandatario estatal Javier Corral en su reciente informe de seis meses presentado en la capital, que se guardó para sí, el ‘néctar’ del contenido que hoy se sabe, involucra a la alcaldesa Maru Campos, a su secretario del Ayuntamiento y a la ‘pareja’ panista en el sexenio de Duarte: Mario Vázquez y Daniela Álvarez.

Ayer señalamos aquí que el fortuito hallazgo de los documentos, notas y recibos de pago, que se guardaban celosamente en una de las viviendas del exgobernador, le vino como ‘anillo al dedo’ al gobernador Javier Corral que, con nuevos elementos bajo la manga, pudo combatir los fantasmas de su mismo partido, pero pertenecientes a otro grupo político, que amenazan con establecer una batalla de resistencia en las diferentes trincheras del estado.

El gobernador de Chihuahua ahora tiene, literalmente, en sus manos y a su entera disposición la ‘voluntad’ de la alcaldesa de la capital, María Eugenia Campos  y de su secretario general, César Jáuregui Moreno, que ya no ofrecieron batalla en el caso del depuesto Auditor Superior del Estado, Nacho Rodríguez. Doblaron las manos y claudicaron, cuando sus testaferros en la Torre Legislativa habían anunciado que llegarían a los tribunales.

Y la verdad es que no alcanzaron siquiera a dar unos cuantos pasos fuera del Congreso.

Maru Campos y César Jauregui, el excoordinador de la bancada del PAN participante en la pasada legislatura, fueron pieza ‘clave’ en los propósitos del exgobernador de Chihuahua que hizo hasta lo imposible por evitar que el actual mandatario, Javier Corral llegara a la cima del poder. Y las evidencias sobreabundan.

 

Dossier vs los periodistas cimbra al gobierno de Javier Corral. /

Al gobierno del panista Javier Corral Jurado le llueve ‘sobre mojado’. No acierta una sola acción en materia de comunicación social y la falta de una adecuada estrategia que le permita montar una permisible y sana critica como parte de los contrapesos en contra del poder ejecutivo, están desgajando y haciendo polvo la estructura encargada de facilitar la comunicación y ser enlace con los medios y empresas de comunicación en todo Chihuahua.

Ayer el mundo se le vino encima a Antonio Pinedo Cornejo, periodista y jefe de comunicación del gobernador Javier Corral, luego del surgimiento de un presunto “análisis” de medios ordenado en las oficinas de la subsecretaría de Desarrollo Social de Ciudad Juárez, donde despacha el investigador social y catedrático de la UACJ, Hugo Almada Breach, que no pudieron, ni supieron justificar.

La inclusión y calificativos vertidos a un grupo de periodistas de los diversos medios de comunicación en la ciudad que cubren la “fuente” de Desarrollo Social y de directivos de medios impresos, como Rocío Gallegos de El Diario y Rafael Navarro, de El Mexicano, dejaron muy mal parado a Toño Pinedo, a Enrique Torres y a todos los jefecillos de comunicación, por la falta de oficio.

Cierto, la clasificación y pretensión del Dossier de los periodistas y medios de comunicación en Ciudad Juárez es muy pobre, está muy mal elaborada y adolece de fallas en la estructura de su contenido. Expone al gobierno de Chihuahua y exhibe burdamente una mala intención en contra de reporteros y directivos de medios, a quienes etiqueta.

La estrategia de la alerta en comunicación social en contra de las voces y el trabajo de los periodistas fue considerada una “agresión” y un atentado al derecho de la libertad de expresión.

El reportero de Canal 50, Israel Muñoz evidenció con la divulgación de ese documento oficial, el “control” que pretende el gobierno de Corral, donde se califican y etiquetan a los reporteros como periodistas como un “peligro para el estado”.  Argumentan el reporte de ‘análisis’ que la falta de convenios en publicidad es el argumento por lo que los medios ejercen presión. “Intentaran intimidar o magnificar errores”, se destaca.

El documento de los ‘reporteros peligrosos’, obliga al gobierno a responder en torno a la intención del análisis con calificativos “injustos” y “desproporcionados”, de un gobierno que se vendió en el discurso como “plural” “abierto” y “transparente”, dijo la periodista Gabriela Minjares.

La acuciosa periodista, especializada en política, puso en jaque al mandatario Javier Corral, al señalar que fue el propio gobernador, quien al inicio de su administración dijo que los periodistas “íbamos a gozar de una libertad como nunca habíamos visto”.

En fin, que la difusión de ese ‘análisis’ puso contra la pared al responsable de comunicación social, Antonio Pinedo y al subsecretario de Desarrollo Social, Hugo Almada, porque evidentemente de alguien llegó la instrucción. El responsable material de ese documento interno no lo hizo de mutuo propio.

El temor de los periodistas es que en todas las dependencias del gobierno existan otros documentos similares, ordenados por “instrucciones superiores” para clasificar reporteros y medios.

Lo de ayer fue otro golpanazo innecesario al gobernador de Chihuahua, Javier Corral por la falta de suspicacia y oficio político en las estructuras del gobierno.

 

‘Rebelión’ en el PRI./ 

Los Duatistas ‘encubiertos’, Alejandro Domínguez y Alex Lebaron, ambos exdiputados en el ejercicio de gobierno del exmandatario César Duarte, encabezaron ayer un movimiento de insurrección supuestamente en contra de la “línea oficial” del partido político y en contra del mismísimo delegado del CEN del PRI para Chihuahua, Fernando Moreno Peña.

Los Duartistas registraron una lista de 600 priistas para participar en el Consejo Político Estatal, con el que se pretende quitarle el control al gobierno federal y la presunta línea que favorecería, con todo y crisis política, a uno de los muchos suspirantes a buscar la dirigencia estatal del PRI.

El grupo que tomó por sorpresa las instalaciones del PRI en la capital fue encabezada por el diputado federal Alex Domínguez, Duartista de cepa, y ni modo que lo niegue -como Pedro a Jesús-, que presuntamente “rompió lanzas” con el delegado nacional en Chihuahua.

Lo que sin embargo llama la atención, es que en ese grupo comulgan mayormente baecistas y duartistas, y allí aparecen Heliodoro Araiza; Lucía Chavira, Miguel Ángel González, Alex Lebaron y la diputada local Rocío Sáenz.

La ‘insurgencia’ del grupo sorprendió no a pocos priistas y se le llamó “rebelión” contra el oficialismo del PRI.

Dicen que ahora el presidente de la comisión de procesos internos de ese partido, Ramiro Cota está obligado a considerar los documentos de dos planillas. Y se espera que en las próximas horas resuelva el acertijo;

O favorece los intereses y la ‘línea’ marcada desde el centro para favorecer al ‘candidato’ de la cúpula política, o les da entrada a los testaferros del exgobernador César Duarte.

A lo mejor y a nadie deba sorprender que el exgobernador juegue doble carta y que la llamada “insurrección” o “rebelión” de priistas, sea solo avispazo para legitimar a quien será el nuevo líder del PRI en el estado de Chihuahua. Ya se sabrá.

 

Quieren la cabeza de Blanca Gámez./

Aprovechando la tempestad política que azota al Congreso de Chihuahua, ayer se corrió el rumor de que uno de los grupos panistas quiere la cabeza de la presidenta de la mesa directiva del Congreso, Blanca Gámez.

Dicen que Gámez también debe pagar los platos rotos por la insurrección del grupo identificado con los Dhiacos y con Maru Campos, que a la postre le han dado severos dolores de cabeza al gobernador de Chihuahua, Javier Corral.

Asi es que no bastan, ni la ‘renuncia’ de Nacho Rodríguez a la Auditoria Superior del Estado, como tampoco la caída de Miguel La Torre Sáenz como pastor de los diputados panistas. Por eso se cuchichea entre las filas de los azules, que es necesario relevar también a Doña Blanca.

Hay la sospecha de ánimos de venganza en la Torre Legislativa, y hay quienes quieren ver sangre y rodar cabezas.

Por lo pronto, la hermana columna de Cuarta Pluma nos asegura que el vicepresidente Jesús Alberto Valenciano está más que listo para asumir temporalmente la presidencia del Congreso.

 

Pancho Rivera, nuevo líder de los agrónomos./ 

Francisco Rivera, será el próximo sábado nuevo líder de los agrónomos en el norte de Chihuahua.

Rivera tomará protesta como nuevo representante de los intereses de ceca de 400 ingenieros agrónomos que habitan en Ciudad Juárez.

Estará presente Jorge Bejarano, que encabeza a la Asociación Nacional de Agrónomos de todo el país, que incluye la participación y presencia de agrónomos de todas las escuelas de agricultura en México.

Pancho Rivera es conocido en otras latitudes del país como un gran luchador social y hombre comprometido con las causas de los hombres del campo.

El evento en donde será encumbrado Rivera es en la Casa del Agrónomo, allá por los terrenos de la desaparecida ESAHE el próximo sábado 6 de mayo.

Comentarios: mariohectorsilva@yahoo.com.mx

Commentarios

comentarios

Nota anterior

EN UNA GALAXIA CERCANA: ALEJANDRO PÁEZ

Nota siguiente

PESE A TRUMP Y POLíTICAS ANTIINMIGRANTES, REPUNTAN LAS REMESAS