Home»Politikkón»TORRE FUERTE: EL ESTERCOLERO DE LOS INTOCABLES

TORRE FUERTE: EL ESTERCOLERO DE LOS INTOCABLES

2
Compartido
Pinterest Google+

El estercolero de los ‘intocables’. /

La clase política ligada al Duartismo en Ciudad Juárez sufrió ayer un ‘shock’ colectivo. La aparición de los nombres de Mario, Federico y Nacho Duarte, todos ellos parientes consanguíneos del exgobernador César Duarte Jáquez en primera línea, atados a las corruptelas del hombre ‘ancla’, Everardo Medina Maldonado, provocó casi un infarto entre algunos de los imputados.

Pero lejos, muy lejos, de que el asunto de la corrupción y los ‘negocios’ que se tejieron a la sombra del poder desaparezcan, empezaron a surgir muchos otros casos.

Ayer conocimos -y nos prometieron entregarnos ‘santo’ y ‘seña’ de como la inconmensurable ambición del ingeniero Everardo Medina Maldonado, trae arrastrando el nombre del exsubsecretario de Obras Públicas en otros procesos judiciales, tras la queja de algunas empresas que lo señalan en carpetas de investigación por su participación (juez y parte) en las licitaciones públicas y el descaro de exigir 4/5, 2/3 partes, o en fin, casi la totalidad de la licitación a las empresas ganadoras, a cambio del chance de participar.

Se sabe que la empresa constructora ENALTE fue utilizada para el insano propósito de manipular y operar licitaciones y contratos a cambio de migajas, en donde de plano algunas empresas no le entraron al ‘jueguito’ de Everardo, pero sufrieron -se sabe- el escarnio de la persecución, al punto de que actores judiciales están involucrados en una presunta investigación.

Las ‘chicanadas’ en el poder judicial fueron permitidas por el poder en el sexenio de César Duarte y su protegido Everardo Medina se dio el lujo incluso, nos comentaron, de inmovilizar hasta cuentas bancarias y asuntos fiscales.

Por cierto, que los nombres de Mario Héctor Duarte y Federico ‘lico’ Duarte, así como el del exdiputado federal Nacho Duarte, hasta hace unos días, casi intocables, están asociados a carpetas de investigación en poder del ‘Nuevo Amanecer’.

Y es que hay de asuntos a asuntos. Uno de tantos, está relacionado con la casa que adquirió Nacho Duarte en aquellos primeros años de la gestión gubernamental del exmandatario estatal, cuya compra -producto de “negociaciones turbias”, según nos comentaron-, la hizo a través de su coequipero, Sergio ‘El Grillo’ Acosta por la cantidad de 2 millones de dólares.

Se dijo inicialmente que la lujosa vivienda localizada en exclusiva zona residencial de la ciudad, y en contra esquina de la casa que ocupa Nacho Duarte, era para el exgobernador de Chihuahua, pero la vivienda fue ocupada por Mario Duarte y su familia.

Todo lo anterior está concatenado al quebranto financiero de los 250 millones de pesos, y a la presunta responsabilidad de algunos de los imputados en la investigación, donde Mario Duarte, Sergio Acosta, Armando Medina Maldonado -además de Everardo, su hermano- fueron ‘pieza clave’ en el desfalco de los recursos económicos en una de las dependencias públicas que históricamente ha sostenido a una de las más privilegiadas burocracias de la ciudad.

Ayer lo dijimos aquí. Los actos de corrupción donde aparecen los nombres de algunos de los imputados están exclusivamente relacionados con acciones y denuncias de Ciudad Juárez. Y cuando menos Everardo y su hermano Armando, traen otras denuncias y señalamientos muy parecidos en la capital del estado.

De tal tamaño fue la ambición y avaricia, y el megapoder de Everardo Medina, que incluso fue capaz de traicionar en algunas etapas de los procesos de construcción de las obras a algunos de sus ‘amigos’. Y eso ocurrió tanto en Ciudad Juarez como en la capital del estado.

Ya para entonces Everardo había perdido el piso y levitaba, y casi se había convertido para sus hostigados ‘socios’ en un semidios.

Una corrección a un dato vertido ayer en Torre Fuerte. Comentamos que el exdiputado federal, Nacho Duarte, mejor conocido como el ‘Diputado Disney’, había argumentado -según dicen sus ‘cuates’-, que lo obtenido, producto de los negocios a la sombra del poder, fue la ‘retribución’ por haber financiado la campaña de su primo, entonces candidato a gobernador, a quien le “prestó” 10 millones de dólares. Ese es un dato que es incorrecto y que sólo sirvió, seguramente, para acrecentar el ego de Nacho.

Fueron 10 millones de pesos, y fue un ‘pequeño fondo’ para arropar a quien se convertiría en uno de los más poderosos gobernadores de Chihuahua: César Duarte Jáquez.

 

Alejandra de la Vega por el PAN. /

Desde hace unos cuantos días, el nombre de la secretaria de Innovación y Desarrollo Económico, Alejandra de la Vega, que se resistía a ser considerada posible candidata del PAN a la Presidencia Municipal de Juárez en 2018, paso a convertirse en la carta fuerte del gobernador del Estado de Chihuahua, Javier Corral Jurado.

Alejandra va y ya no hay sorpresas, al menos hasta el punto de los acuerdos sostenidos en la cúpula del poder político en Chihuahua y entre algunos de los más cercanos amigos del mundillo empresarial de la frontera.

Nos cuentan que Alejandra tiene recuerdos y añoranzas, de las reuniones y el apoyo que en su momento les brindó, por décadas, su padre Federico de la Vega a los priistas. Y ahora, se sorprende, de que son otros actores y protagonistas, quienes ocupan los espacios de las oficinas y lugares que frecuentaba la clase política con su finado progenitor.

Javier Corral logró convencer a su colaboradora en el gabinete de lanzarse a la aventura política de 2018, sabedor que es una propuesta que cuenta con el apoyo de los capitales de la frontera, y que, por mucho, rebasa las expectativas entre connotados panistas de Ciudad Juárez.

En términos llanos, diríamos que por ahora no hay nadie que le quite la candidatura que trae en la bolsa la secretaria estatal de economía, que debe empezar a buscar relevo en la dependencia estatal de cara al inicio de las hostilidades políticas rumbo al próximo año.

 

Cabada por la reelección. /     

La decisión de reelección y búsqueda de la alcaldía, tomada ayer por el presidente del gobierno independiente, Armando Cabada Alvídrez no fue ninguna novedad.

Se lanzará más que a una ‘aventura’ al vacío de un proyecto político muy distinto al que enarboló por obra y gracia del exgobernador de Chihuahua, César Duarte quien financió parte de su campaña política y quien le prestó el día ‘D’, toda la estructura del Partido Revolucionario Institucional (PRI) para que el voto fuera inducido, no a favor del exalcalde Héctor ‘Teto’ Murguía, sino a favor de Armando Cabada.

Y los mismos filbusteros políticos, que fueron pagados para ayudar a Cabada, alineados una vez más a la maquinaria del PRI, construyen los cimientos para la elección venidera. Es decir, que, entre el candidato del PRI y la candidata del PAN, amén de los candidatos de Morena y alguno que otro verdaderamente independiente, será más que imposible que Armando Cabada salga avante. Es un asunto más que de figuras y de personalidades, un asunto de estructuras y de muchos recursos económicos.

El proyecto político del independiente perdió miles de adeptos y seguidores de las clases media, media baja y alta en la ciudad, y tendrá que consolidar algunos miles de probables votos en las colonias más apartadas y más pobres de la ciudad, donde el factor de la televisión y la radio, siguen siendo importantes en el ejercicio del proselitismo político.

El anuncio de la decisión de Cabada ya era esperado.

Y aunque públicamente no ha dado a conocer los detalles y los números de la encuesta que mandó realizar entre los juarenses, en torno a esa decisión, es de esperarse que, de un momento a otro, sean filtrados números de las ‘bonanzas’ de su gobierno.

Armando Cabada anunció su decisión de reelegirse en el cargo que desempeña desde octubre de 2016 y adelantó que antes del 15 de enero dejará la Alcaldía para volver a contender por la vía independiente.

Habrá que ver si el Congreso del Estado -para no hablar del Jefe del Ejecutivo Estatal-  no le tiene preparada alguna sorpresita como les ha sucedido a los exacaldes priistas, porque hasta donde sabemos, las cuentas públicas no cuadran.

Se habla de desfalcos e irregularidades en obras y programas, y del subejercicio de recursos económicos.
Pero ya todos los saben. El presidente se autocalifico en su ejercicio de gobierno. Dijo que su gobierno es “bueno” y hay mucho por hacer.

 

Reprobado en transparencia./

Un dato revelado por El Diario de Chihuahua: Los ayuntamientos de Chihuahua y Ciudad Juárez obtuvieron una calificación reprobatoria de 43.28 y 40.75 puntos de 100 posibles en el Índice de Transparencia y Disponibilidad de la Información Fiscal de los Municipios (ITDIF-M) 2017 realizada por la consultora Aregional.

El ITDIF-M es un instrumento estadístico creado por Aregional, que permite conocer la disponibilidad y calidad de la información financiera y fiscal generada por los ayuntamientos municipales.

Respecto a la evaluación 2016, Chihuahua pasó del lugar 40 al 42 en el ranking de 60 municipios evaluados, en tanto que Juárez estaba el año pasado en el sitio 19 y cayó hasta el 44, es decir, perdió 25 posiciones.

Aregional precisó que de la evaluación de 60 municipios con una población superior a 70 mil habitantes,  se logró un promedio nacional de 56.30 en transparencia fiscal, apenas 0.36 puntos por arriba del promedio del año pasado.

Se informó que desde la evaluación del 2010 al 2017, los municipios mantienen niveles reprobatorios en esta materia, ya que en el primer año de referencia obtuvieron un 51.03, luego 50.05, 51.80., 54.66, 55.94 y esta vez 56.30 puntos de 100 posibles.

Precisó que el estancamiento en 2017 en el promedio nacional de transparencia, se explica entre diversas razones al proceso en el que se encuentran los municipios: I) la alimentación de la Plataforma Nacional de Transparencia a través de formatos específicos; II) adaptación de los portales oficiales a la Ley General de Transparencia; y III) la adaptación a las reformas hechas a prácticamente todas las leyes estatales de transparencia, en los primeros meses del año.

 

Raymundo Domínguez. /

La gente del expresidente de Canaco, Alejandro Ramírez también buscará la dirigencia del organismo privado. No dejará de dar la batalla, ni a la gente del expresidente Teto Murguía, ni a la gente identificada con el PAN y con Alejandra de la Vega.

Ya se habla de Carlos Castañeda, el hijo del expresidente de ese organismo privado, Carlos Castañeda Pantoja de los años ochenta, allá por la Internacional en la zona centro, pero quien carga, para su mala fortuna, con algunos ‘negativos’ y con mucho desgaste en la función pública.

Sale mejor librado Raymundo Domínguez, un hombre institucional en el organismo, y que puede convertirse en una especie de híbrido entre los intereses de los diferentes grupos políticos que quieren apoderarse de la Cámara Nacional de Comercio.

El expresidente y posterior diputado local, Daniel Murguía Lardizábal polariza, e igual sucede con el propietario de Boca Rosa, Gustavo Muñoz Hepo.

Quiérase o no, los empresarios del comercio también darán la batalla de cara a un año político crucial, donde en una misma jornada se elige todo. Y todo es todo…

Comentarios: mariohectorsilva@yahoo.com.mx

Commentarios

comentarios

Nota anterior

EL SAT SERá MáS 'FEROZ' EN 2018, ADVIERTE PRODECON

Nota siguiente

EL HUMOR DE PILLO Y LA AMBICIóN DEL ALCALDE