Home»La Noticia»PIDEN FIN A ABUSOS.

PIDEN FIN A ABUSOS.

0
Compartido
Pinterest Google+

Operacion MilitarLa última vez que José Antonio Guzmán, vio a sus hijos con vida, fue el 14 de noviembre de 2008, el mismo día, en que agentes efectivos de la Policía Federal y elementos del Ejército Mexicano, allanaron su vivienda de la Colonia Independencia Numero 1, y se llevaron a sus hijos, José Luis y Carlos Guzmán Zúñiga, de 28 y 29 años, respectivamente, y sin motivo aparente.

Don José Antonio, presenció callado, el testimonio y la carta de solidaridad de los integrantes de la Academia Mexicana de Derechos Humanos –de quien recibió-, un documento que resume la lucha de la organización en defensa de los derechos humanos-, y pidió al Ejercito Mexicano y al Presidente de México, Felipe Calderón “que solo me digan donde me los dejaron para darles cristiana sepultura”.

“El Presidente pidió pruebas y, si no hay pruebas, ahí tiene las mías”, dijo el padre de los dos hombres presuntamente levantados por las fuerzas federales y militares.

Cipriana Jurado del Centro Investigación y Solidaridad Obrera (CISO) dijo que existen documentados mil expedientes –los mismos que el Presidente desestimó-, que contienen abusos e irregularidades en la actuación de los elementos del Ejército Mexicano, especialmente en los temas de “desaparición, secuestros y asesinatos”, dijo la líder social.

Incluso, dijo que las denuncias, son las mismas que fueron ratificadas y presentadas ante la oficina de quejas que abrió el gobierno municipal, para darles entrada a los ciudadanos inconformes con la actuación de los militares.

Robles Maloof de la Academia Mexicana de los Derechos Humanos, dijo que las redes están listas para intervenir en cualquier convocatoria que se haga. Existe la capacidad de convocatoria para movilizar a estudiantes y activistas, abundo el integrante de la AMDH.

La directora de CISO dijo que agrupaciones de Derechos Humanos que debieron haber participado en el evento presidencial, fueron excluidos por el gobierno federal “porque estamos presentando denuncias fuertes”, dijo Jurado.

Indico que existen pruebas documentales de los abusos militares, como la “tortura” de la que fue objeto, Saúl Becerra y de acciones como la captura de otras tres personas, entre estas, Paola y Nitza, que fueron ‘levantadas’ por la fuerza y de las que no se tiene aun ninguna pesquisa.

De acuerdo a declaraciones vertidas por el padre de los Guzmán Zúñiga, un oficial de la PFP acepto que ellos resguardaron el área próxima a la vivienda, de donde fueron sacados, sus hijos, y se los llevaron a un cuartel militar.

Tenemos el numero de las unidades, los testimonios de personas, pero el Ejercito no ha dado una respuesta y solo me ha dicho “que tenga paciencia”, expreso. –Nadie castiga a los militares-, dijo.

Las organizaciones derechohumanistas también acusaron la “complacencia” de las autoridades de la Procuraduría General de la Republica que igualmente no han trabajado en el caso de las denuncias interpuestas.

Commentarios

comentarios

Nota anterior

DETIENEN A SECUESTRADORES.

Nota siguiente

ABOGADOS TENDRÁN CASA