Home»Politikkón»LUGAR COMODO Y SIN RIESGOS PARA SICILIA.

LUGAR COMODO Y SIN RIESGOS PARA SICILIA.

0
Compartido
Pinterest Google+

CIUDAD JUAREZ.- Por seguridad, Javier Sicilia no pernoctará en Villas de Salvárcar como se contempló en un principio, informaron esta mañana integrantes de la Red Ciudadana involucrados en la recepción de la Marcha por la Paz, Justicia y Dignidad que se espera llegue mañana a Ciudad Juárez, difundió El Diario en su versión digital.

“La situación está muy caliente” para que se quede a dormir a la intemperie, por ahora sólo se contempla esa posibilidad para el contingente de la caravana que viene desde Cuernavaca, indicaron sin abundar en detalles.

Por ello, durante su estancia en esta frontera Sicilia permanecerá en un lugar donde pueda estar cómodo y sin riesgos, manteniendo en secrecía el sitio donde se hospedará, comunicaron hoy.

De acuerdo con los reportes de seguimiento a la caravana, en cada uno de los lugares visitados el poeta pasa la noche en un hotel, sólo el contingente que lo sigue pernocta en campamentos improvisados.

Pero los encargados de recibir en Juárez al contingente que viene en esta marcha, a la que también se le ha denominado Del Dolor, consideran que por cuestiones de seguridad también los manifestantes deben estar bajo techo.

Debido a ello se lanzó a través de las redes sociales una convocatoria urgente a la comunidad juarense para que ofrezca hospedaje a los marchistas que llegarán mañana.

“La necesidad es apremiante y la petición es que los reciban las noches de jueves y viernes” se lee en el mensaje distribuido también por correos electrónicos.

Consultado sobre esto Juan José Villagrán, integrante de la Red Ciudadana, dijo que la primera opción considerada hasta ahora es que los marchistas que acompañan a Sicilia acampen en Villas de Salvárcar, donde se les hará el acto de bienvenida a esta frontera. (Información de Rocío Gallegos)

Commentarios

comentarios

Nota anterior

POLITIKKÓN: EL FANTASMA DEL CORONEL.

Nota siguiente

AHORA CAE EX GOBERNADOR, PABLO SALAZAR.