Home»Opinión»CUARTA PLUMA: NO NOS HARáN CLAUDICAR…

CUARTA PLUMA: NO NOS HARáN CLAUDICAR…

0
Compartido
Pinterest Google+

Por Iam Ghost

 

*No nos harán claudicar

En poco menos de 17 años el periodismo chihuahuense ha sufrido las consecuencias de escribir y publicar la verdad. Son 22 compañeros los que han sido victimados por no callar, los que antepusieron su profesionalismo, los que nunca sucumbieron a las amenazas mucho menos a vender su pluma y a los cuales en su momento los gobiernos en turno prometieron esclarecer y detener a los responsables.

Las promesas de  administraciones estatales en turno de esclarecer los homicidios, solo han quedado en eso, promesas, pero siempre se han mostrado indiferentes para hacer justicia a los familiares de las victimas y a quienes ejercemos el oficio. Es la propia autoridad con su indiferencia la que alienta a los agresores a seguir victimando a periodistas.

Pese a que la noble profesión de ejercer el libre derecho del periodismo ahora es un peligro aun existen muchos valientes compañeros que no sucumben a las amenazas, no solo de la delincuencia, también del propio sector gubernamental cuando se publican sus hierros, abusos y hurtos del erario.

El periodismo en Chihuahua creyó, ya no, en un político que abrazó en su momento la reporteada y en su oposición a la impunidad de toda índole, que había dicho en ese entonces de campaña y luego en la gestión de gobernador, el respeto a quienes ejercen la profesión a los cuales meses después calificó como “peligrosos” por no solapar o callar sus hierros.

Hasta hoy en cada uno de los casos, no existen resultados mucho menos detenidos, todas las carpetas de las investigaciones guardan el ‘sueño eterno’ en la llamada entonces Procuraduría de Justicia de Chihuahua y ahora en la  rimbombante  Fiscalía General del Estado.

En tan solo siete meses de gestión de gobernador Javier Corral Jurado, en Chihuahua capital han sido victimados dos profesionistas de la información habiendo sido el primero de ellos Jesús Adrián Rodríguez Samaniego, quien fue baleado al exterior de su domicilio  el 10 de diciembre del 2016 cuando se dirigía a cumplir con sus labores en Antena 760.

Fue el 23 de marzo del presente año cuando a las afueras de su vivienda sufrió el atentado que le causo la muerte Miroslava Breach Velducea, corresponsal de La Jornada y quien también trabajaba para el Diario Norte de Ciudad Juárez, y en ambos casos el gobierno del Nuevo Amanecer asegura ya esclareció los homicidios y se giraron ordenes de aprehensión, pero hasta hoy sigue siendo solo eso ´´ declaraciones´´ oficiales.

La consolidación del Cártel de Juárez a manos de Amado Carrillo Fuentes, en el gobierno del panista Francisco Barrio Terrazas, el periodismo chihuahuense por seguridad se ‘’censuro’’ desde los altos círculos directivos de los más importantes medios de comunicación, lo cual evitaba la exposición de los reporteros  a muchos de los cuales les ‘’vetaban’’ la información relacionada con este grupo delincuencial.

Concluido el sexenio de Pancho Barrio asume de nuevo el PRI la gubernatura con Patricio Martínez García, periodo en que la narco guerra se emprende por el control de la plaza al arribar nuevos carteles de la droga para controlar el trasiego y cruce por la fronteriza Ciudad Juárez hacia El Paso, Texas.

La siguiente administración a cargo de José Reyes Baeza la entidad y en especial la frontera se vivió la época de mayor violencia generada por los grupos criminales que pretendían controlar la plaza para el trasiego de la droga y se vinculo a la entonces Procuradora de Justicia de Chihuahua, Patricia González, de estar coludida con el crimen organizado.

Para ese entonces diferentes periodistas iniciaron las publicaciones y pese a las amenazas siguieron haciéndolo, empezándose a registrar amagos primero y después se dieron los crímenes  en contra de periodistas al no ser sometidos ni con ‘’ cañonazos´´ de dinero.

Durante la gestión de César Duarte como gobernador disminuyó, pero siguió la era violenta heredada por la anterior administración estatal y aun  se siguieron dando casos de crímenes en contra de periodistas los cuales a la fecha del 2000 al 2017 ya son veinte dos los profesionales de la información victimados.

Los casos siguen impunes y las palabas vanas de mandatarios se siguen escuchando, mientras la impunidad se mantiene y el gremio espera se haga justicia,  aunque cada uno de estos expedientes solo se empolvan, mientras que gobernantes mentirosos muchas de las ocasiones los utilizan de manera perversa y política al aseverar que se trabaja para esclareceros y que les duele tanto a ellos como a las familias, amigos y compañeros abatidos.

Los propios gobernantes son tan culpables como los perpetradores de los homicidios de periodistas, por omisión en garantizar al periodista el ejercicio de su profesión ya que este solo cumple con la misión de informar y aun bajo su propio riesgo desnudan la corrupción de políticos y gobernantes cómplices del flagelo generado a la sociedad por sus malas administraciones.

Para los gobiernos que protegen la impunidad hoy les recuerdo el adeudo histórico que tienen para con el gremio del periodismo y la justicia la reclaman nuestros compañeros inmolados a través de los que aun estamos de pie.

A ti Javier como periodista y que eres gobernador, hoy el gremio te pide justicia, cuando menos para los dos que fueron abatidos en tu administración, cumple con la palabra empeñada en su momento y  no dejes en el olvido como muchos de tus antecesores esclarecer, detener y sentenciar a quienes fueron los responsables intelectuales y sus cómplices los perpetradores.

 Solo así podrás  seguir diciendo que eres periodista.

 

Commentarios

comentarios

Nota anterior

MOURINHO QUIERE AL 'CHICHARITO' DE REGRESO EN EL MANCHESTER UNITED

Nota siguiente

RECUERDO DE LAS DICTADURAS